The Glossy Girls » Remodela tu cuerpo, poco a poco, durante el invierno

1 octubre 2019

Remodela tu cuerpo, poco a poco, durante el invierno

Buenos días a todas,

Acabo de volver a Madrid y ¿sabéis qué ha sido lo primero que he hecho después de salir por la puerta del aeropuerto, dejar las maletas en casa y comer? Darme un masaje de maderoterapia (60 €) en Ananda Ferdi. Conocí este centro gracias a mi Madre, porque va allí a la peluquería y me habló genial de Rosi, su dueña. De hecho me intenta convencer, cada día que voy a mi peluquería, que tengo que probar cómo da las mechas Rosi. Así que creo que, antes o temprano, lo haré.

Lo que sí me apetecía y mucho, era probar la cabina de masajes corporales y tratamientos faciales que tienen en el centro. Qué, os aseguro, es de los más bonitos que he visto en Madrid. Tiene muchísima luz y elementos muy naturales, como flores siemprevivas, ramas de eucalipto y maderas en bruto, que concuerdan a la perfección con la filosofía eco/sostenible del salón.

Elegí el tratamiento de maderoterapia porque es perfecto para drenar, eliminar líquidos, trabajar la circulación perfiférica y tonificar la piel en cualquier momento, pero mucho más después de un vuelo de diez horas y media. Es un masaje fuerte, pero si te lo hacen bien no deberían salirte moratones, tan solo estarás varios días con sensación de agujetas por lo profundo que se ha trabajado. El masaje se realiza con el aceite esencial ‘Huile Anti-Celulite Détoxfiante’ de Guinot.

Los utensilios que se utilizan para hacer un masaje de maderoterapia suelen ser siempre los mismos, pero al ser manuales es muy importante la fuerza y dominio de la técnica que tenga la persona que te lo haga. Y en eso Lourdes, la encargada de los corporales de Ananda Ferdi, es maravillosa.

Veréis que se empiezan trabajando puntos de drenaje natural del cuerpo. A Lourdes, por ejemplo, no le gusta nada tocar la zona de detrás de la rodilla (corva) porque dice que, hay veces, que al tocarla en vez de drenar se acumulan más residuos. A medida que te van haciendo el masaje la piel sufre una hiperemia (se pone rojita), que es como una especie de radiofrecuencia manual para calentar el tejido y, de esta manera, crear colágeno de manera natural.

Otro punto importante es que, después de hacerte el masaje, no debes ducharte y tienes que beber mucha agua o infusiones detox como la cola de caballo, el diente de león o el té verde. Esto es porque como el protocolo ayuda a romper los adipocitos  (grasa), el líquido que ingieras ayuda a eliminarlos a través de la orina.

Si le tengo que poner un pero al masaje es que eché de menos un pequeño masaje de pies. Como mi circulación no es muy buena y se trabajó de manera tan profunda, se me quedaron un poco fríos y celosos 🙂

Yo os he contado que me hice este masaje de manera puntual para ayudar a recuperar mi cuerpo después del vuelo, pero si lo que buscáis es remodelar la silueta y conseguir un efecto reductor lo perfecto es daros un masaje semanal.

Paola
@paolasaezdemontagut


Etiquetas: , , , ,

Deja un comentario

Requerido

Requerido, (permanecerá oculto)


+ 4 = trece

Hearst España S.L. (en adelante, Hearst España) como responsable del tratamiento utilizará los datos personales que nos facilites a través de este formulario para que puedas comentar en el blog y para cumplir con los requisitos legales aplicables, según se detalla en nuestro Aviso de privacidad.
Tus datos serán almacenados por el plazo legalmente previsto para este tipo de servicios. Si tienes cualquier consulta o duda, puedes hacerlo en cualquier momento enviando un mensaje de correo electrónico a privacy@hearst.es


Subscríbete a los comentarios vía RSS